Tácticas básicas para los equipos de fútbol base

Aspectos ofensivos y defensivos de algunas estrategias básicas en el futbol base y fundamentos del equilibrio posicional.

Aspectos a potenciar en ataque

Una buena táctica para fomentar estrategias ofensivas puede ser la típica formación 1-3-2-1 en fútbol 7 y 1-4-4-2 en fútbol 11:


  • Portero: para las jugadas de ataque, podemos inculcar la idea de salir con el balón jugado. El portero buscará primero a los laterales para iniciar la jugada de ataque.
  • Defensas: en principio los laterales serán los que sigan con la jugada iniciada por el portero. Quizás es mejor que sean los laterales porque ante cualquier dificultad están más cerca de la banda y más lejos de la portería que los defensas centrales. Los laterales buscarán a uno de los dos mediocentros o de los extremos y si no pueden jugar con ellos pasarán el balón al central o de nuevo al portero. Además, después de dar el primer pase tendrán que realizar un movimiento de apoyo hacia atrás o hacia la banda. Los centrales vigilarán a los delanteros rivales cuando el portero inicie el juego con los laterales y realizarán después un movimiento de apoyo.
  • Centrocampistas: quizás son los jugadores más importantes del equipo porque sus funciones son básicas tanto en ataque como en defensa. En este caso, el que deba hacerlo, por su posición en el campo, realizará un movimiento de apoyo hacia el lateral que reciba el primer pase y pedirá que le pasen el balón. A continuación tendrá distintas opciones: devolver el balón al lateral, central o portero si tiene presión, jugar con el otro mediocentro o extremo o subir el balón y por ejemplo pasarlo al delantero.
  • Delanteros: sus movimientos de apoyo y sus desmarques son prácticamente igual dei mportantes que sus goles. Una primera opción de los delanteros para continuar con la posesión de balón es el juego de espaldas de nuevo con los jugadores del centro del campo. Los pases o paredes al primer toque también servirán para dejar al delantero en una buena posición de disparo.


Aspectos a recordar en defensa

Siguiendo con las formaciones analizadas anteriormente, vamos a ver los principales movimientos a potenciar cuando el equipo está en una situación defensiva:


  • Delanteros: son los primeros que inician la presión al equipo contrario, pero únicamente lo harán si todo el equipo lo hace en bloque. Por el contrario, si esa no es la estrategia, lo primero que harán es bascular e intentar que el rival no pueda jugar en corto.
  • Centrocampistas: sus movimientos en este caso, son similares al de los delanteros. Presión organizada o movimientos de basculación impidiendo el juego fácil del rival e intentando no conceder espacios que faciliten el juego del contrario. Deberán intentar también las primeras acciones que provoquen recuperar el balón.
  • Defensas: además de la basculación, tendrán que intentar anticiparse al rival para cortar su juego. Además tienen que estar siempre pendientes de mantener la línea del fuera de juego y son los primeros que sacarán al equipo para adelante cuando recuperen el balón.


Equilibrio

El famoso equilibrio del equipo, ayudará a mantener el orden necesario para que no se produzca un descontrol entre defensa y ataque. Normalmente las líneas tienen que estar lo más juntas posible y saber que atacan todos y defienden todos. Además, son imprescindibles los movimientos de apoyo con y sin balón y pensar en el trabajo en equipo para conseguir los objetivos.

 

Volver
Contenido relacionado