Diferencia entre los entrenamientos HIIT y HIT y su aplicación en el fútbol

Ambos entrenamientos están diseñados para generar diferentes impactos en el cuerpo del futbolista. A pesar de su parecido en el término, existen algunos rasgos relevantes que los distancian.

A menudo suelen tomarse como equivalentes las siglas HIIT o HIT, principalmente porque en la pronunciación resultan iguales. Debido a esta similitud es común confundir tales términos que poseen importantes diferencias en cuanto al objetivo perseguido en cada caso. Ambas modalidades han contribuido a mejorar la condición de los deportistas de todas las áreas por lo que resulta interesante repasar sus beneficios:

Rutinas HIIT

Este método de entrenamiento recibe el nombre de HIIT por sus siglas en inglés (High Intensity Interval Tranning) que traduce Entrenamiento por Intervalos de Alta Intensidad. Las rutinas están diseñadas sobre la base de cortos períodos de trabajo físico caracterizados por un gran esfuerzo cardiovascular.


Lo recomendado es que los HIIT establezcan los intervalos manteniendo una proporción de 2:1 para atletas expertos. La duración de la rutina no debe ser menor a 20 minutos, ni mayor a 30. Los ejercicios que incluye este entrenamiento son muy variados pues los intervalos pueden encadenar la natación, la bicicleta, los saltos con cuerda y cualquiera que involucre el aparato cardiovascular.


La utilidad de los HIIT es la esfera deportiva es que ayudan a optimizar el rendimiento de los jugadores porque incrementa la capacidad pulmonar y cardíaca debido a que sus rutinas aumentan las pulsaciones con cada esfuerzo. Tal cualidad conlleva un descenso considerable en la sensación de fatiga al momento de desarrollar los movimientos de la disciplina.

Rutinas HIT

Por otra parte, los HIT (High Intensity Tranning) está concentrado en aumentar la masa muscular y la fuerza de forma gradual. La ejecución de los ejercicios debe estar orientada a generar movimientos al fallo muscular. Esto quiere decir que las series se realizan hasta que el músculo no pueda levantar el peso.


Una cualidad especial de las rutinas HIT es que solo se ejecuta un set por grupo muscular. Lo que logran los HIT es incrementar la irrigación sanguínea en los músculos involucrados para que este pueda crecer más rápido. Los deportistas hacen este tipo de rutina cuando el entrenamiento tradicional ha generado un estancamiento en las fibras musculares provocando que estas no crezcan. El tejido suele habituarse a las exigencias diarias, por lo que es preciso confundir al músculo con ejercicios que lo rompan para que el organismo los repare y así se genere más volumen.

La importancia de un ejercicio y otro

Aunque se haya formado un criterio confuso en cuanto a estas dos maneras de entrenar, queda claro cuál es la principal diferencia entre ellas. El HIIT es ideal para los atletas que presentan problemas de rendimiento o aquellos que desean superar su límite de rendimiento en el campo. Son perfectos para poder soportar carreras, trotes o nados por más tiempo. El HIT tiene como objetivo generar hipertrofia muscular (crecimiento) para los que necesitan mayor potencia en lo correspondiente a situaciones específicas de su oficio. Estos últimos están hechos para mejorar las acciones cortas como patadas, saltos, golpes que produzcan una amplia proyección.

Volver
Contenido relacionado